domingo, diciembre 30, 2007

Cartas que se pierden debajo la alfombra




Hoy no hablare de la intimidación visual,
de la incitación
o esas invitaciones al vuelo en aviones de papel,
ni siquiera mencionare los espejos,
ni los que se han roto en el camino,
ni los que encontrare colgados de tu pecho.
No se si sea correcto no hablarte de esto o de aquello
o dejar que mi nariz te mire a los ojos
y seguir escondiéndome.

¿Vuelas?



Etiquetas:

5 Comentarios:

Blogger fonsinanett dijo...

Ahhh! Esa pregunta... No creo que haya mucho que decir.

1/01/2008 4:15 p. m.  
Blogger Filomena dijo...

Intimidación visual... incitación.... invitaciones al vuelo en aviones de papel... que la nariz mire a los ojos...... Me encantó!!! :)

1/02/2008 11:18 a. m.  
Blogger Arlette dijo...

Me invitas o preguntas si se hacerlo?

Si es lo primero, con gusto lo hago; de ser lo segundo, dime tu que tan alto...pero recuerda que en este vuelo se necesitan dos.

Ahora pregunto yo: Vuelas?

1/02/2008 12:20 p. m.  
Blogger Athenea dijo...

La respuesta es que si, que vuelo sin alas y sin aviones.

1/03/2008 3:16 p. m.  
Blogger *Lin* dijo...

vaya invitación!

1/12/2008 1:24 p. m.  

Publicar un comentario

Enlaces a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Home