martes, marzo 09, 2010

Capotillo Dreamin


Tuvo tiempo hasta para pensar en cómo llegó hasta donde estaba, tirado ahí en la estrechez de su pequeña habitación, donde al eructar se corría el riesgo de salirse o que se le callera encima. Siempre le dijeron, eres inteligente, llegarás lejos, que ironía, lo más lejos hasta ese momento que había llegado fue a Miches en un frustrado viaje en AA. Le hablaron siempre del trabajo honesto y le mostraban como ejemplo a don Bartolo el zapatero del barrio, a Wirkin, un banilejo de Cañafistol, que aun mantenía su colmadito a pesar de estar en medio de dos colmadones y a Matilde, una doña de casi 80 años que crio a 12 hijos lavando ropa en casa ajena. Pero que contraste, cuando veía pasar a Pedro “Cadenas”, José el “master flow” y a Julián el “peje cojo”, los conocía desde carajitos y a pesar de no contar con un oficio, contaban la paca de dinero con la que andaban siempre. O al llegar las elecciones aparecía Papucho buscando el voto de todos para seguir siendo regidor a pesar de no haber pasado de un 3er curso de primaria. Todo lo confundía, hasta que volvió a preocuparse porque era domingo y sus posibilidades de conseguir un plato de arroz eran tan escasas como las realizaciones de nuestros políticos.

Sintió algo tibio correr por sus piernas, empapando las sabanas, tiñéndolas de un rojo intenso. Sin darse cuenta desaparecieron todas las voces, abrió los ojos y una luz le hizo cerrarlos de nuevo, pensó: Que vaina, deje de nuevo el bombillo prendio.

Etiquetas:

2 Comentarios:

Blogger Libelula De Azul dijo...

Uffff....

3/09/2010 12:02 p. m.  
Blogger Avalon's Butterfly dijo...

Que siga el sueño poeta..

3/10/2010 11:35 a. m.  

Publicar un comentario

Enlaces a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Home